PATOLOGÍAS ASOCIADAS A LA PROLACTINA

Patologías asociadas al cambio en su secreción



Se entiende por hipersecreción cuando hay un aumento en la liberación de una sustancia por parte de la o las células que la sintetizan, que en este caso se refiere al aumento de la liberación de la hormona prolactina, esto trae consigo una hiperprolactinemia hipotalámica o por daño en una sección del tallo hipofisario.
La hiperprolactinemia es un aumento en la concentración de prolactina en la sangre y se puede dar por condiciones fisiológicas o patológicas, cuando no se encuentra la causa de esta a pesar de una búsqueda clínica u hormonal se denomina hiperprolactinemia idiopática.
Al momento de la detección y del diagnostico de hiperprolactinemia en un paciente se debe haber descartado las condiciones fisiológicas ya sea embarazo, lactación, stress, ejercicio, relación sexual antes del examen, sueño etcétera, para luego establecer el origen patológico de esta.
Una manera de controlar y bajar los niveles de prolactina en la sangre es ingerir medicamentos agonistas de la dopamina (apomorfina, bromoergocriptina), algunos glucocorticoides, nicotina etcétera.
La manera más económica y fácil para la detección de este problema es extraer a primeras horas de la mañana en un estado de ayuno tres muestras de sangre separadas por unos 30 minutos, que se repiten durante una semana. Los resultados van a ir variando de acuerdo a los rangos de cada laboratorio.




Dentro de las causas de la hiperprolactinemia patológica están:
El uso de fármacos antagonistas de la dopamina, de tal manera que esta no va a poder inhibir la secreción de prolactina  a la sangre.
La presencia de un prolactinoma que es un  adenoma pituitario secretorio de prolactina, en otras palabras es un tumor de carácter benigno. En las hembras suelen llamarse microprolactinomas y aparecen por lo general antes de los 40 años, y en los machos suele llamarse macroprolactinomas y se presenta en edad avanzada.




Hipotiroidismo primario: incapacidad de la glándula tiroides para producir T3 y T4. Se produce una hiperplasia de las células hipofisarias como respuesta a la acción de TRH que no solo estimula a las células tirotropas, sino que también a las lactotropas lo cual explica una existencia de aumento de PRL en la sangre.
Insuficiencia renal: es la incapacidad que tienen los riñones para poder  filtrar la orina, en los que respecta a la enfermedad de tipo crónica los aumentos de prolactina en la sangre se deben a una disminución de la degradación de la hormona como consecuencia de la propia patología.
Insuficiencia hepática: es una alteración que se traduce en la dificultad para realizar digestión, los aumentos de prolactina en la sangre se van a deber a que se produce una disminución en la dopamina.
Ovarios poliquísticos: alteración de tipo endocrinológica que afecta a hembras en edad reproductiva, lo que trae consigo un incremento en los niveles de estrógenos y por ello también hiperprolactinemia.
Dentro de las manifestaciones clínicas que puede traer consigo una hiperprolactinemia están:
Trastornos de la ovulación e infertilidad en la hembra, y esto se debe a que las grandes concentraciones de PRL en la sangre producen anovulación por causa de un bloqueo del pulso de la LH y por una intervención que se produce en el efecto de la retroalimentación positiva del estradiol en el hipotálamo, mediante el bloqueo de los receptores de estrógenos. Y la infertilidad de la hembra se puede explicar porque el aumento de PRL en la sangre en el ovario provoca una disminución del número o afinidad de los receptores de LH en el cuerpo lúteo, lo que trae consigo una baja en la producción y secreción de progesterona.




 Galactorrea: cuando se produce una inapropiada o excesiva lactancia tanto en hembras como en machos y esto no está necesariamente vinculado con el embarazo.









El siguiente algoritmo muestra los pasos a seguir en un paciente que presenta galactorrea:







Osteoporosis: Se puede dar tanto en mujeres como en animales (perras) por una hiperprolactinemia prolongada, por la alteración que se produce en la producción de estrógenos por parte del ovario.
Hirsutismo: es el crecimiento no deseado y en exceso de pelo en zonas andrógeno dependientes, esta enfermedad se da cuando la hiperprolactinemia se ha dado a causa de ovarios poliquísticos, se puede  presentar esta enfermedad en caballos.
Hipogonadismo: en el macho una hiperprolactinemia conlleva a una inhibición de la espermatogenesis, los testículos dejan de funcionar lo que podría traer infertilidad.
Se entiende por hiposecreción cuando hay una disminución en la liberación de una sustancia por parte de la o las células que la sintetizan, que en este caso se refiere a la disminución en la liberación de la hormona prolactina, lo que trae consigo una hipoprolactinemia es decir una baja de los niveles de prolactina en la sangre.
Para detectar y diagnosticar una hipoprolactinemia es necesario hacer pruebas de estimulación de TRH.
Una de las causas más notorias de este fenómeno es la incapacidad que tienen las células lactotropas presentes en la hipófisis de secretar prolactina, y también de la incapacidad de la madre de dar lactancia a su hijo después del parto.
Otra de las causas es el síndrome de Sheehan que es una necrosis hipofisaria post parto, además de una disfunción adenohipofisaria (hipogonadismo).
Otra causa puede ser la medicación como se hablo antes que para bajar los niveles de prolactina en la sangre, se ingieren medicamentos agonistas de la dopamina, glucocorticoides y nicotina por lo que disminuye la producción de leche, es por ello que las madres que fuman lactan por menos tiempo que las madres que no fuman.
En presencia de una hipoprolactinemia por ejemplo en una mujer que no puede dar lactancia a su hijo, se pueden tomar algunos medicamentos que van a aumentar la concentración de  esta hormona en la sangre y así aumentar la producción de leche. Dentro de estos medicamentos están todos los que sean antagonistas de dopaminas que son los que inhiben a secreción de prolactina, como por ejemplo algunos tranquilizantes, antidepresivos o anticonceptivos que van a bloquear los receptores dopaminergicos pituitarios, o bien van a disminuir el nivel de catecolaminas hipotalamicas.

Otra de las causas es el síndrome de Sheehan que es una necrosis hipofisaria post parto, además de una disfunción adenohipofisaria (hipogonadismo).

Otra causa puede ser la medicación como se hablo antes que para bajar los niveles de prolactina en la sangre, se ingieren medicamentos agonistas de la dopamina, glucocorticoides y nicotina por lo que disminuye la producción de leche, es por ello que las madres que fuman lactan por menos tiempo que las madres que no fuman.
En presencia de una hipoprolactinemia por ejemplo en una hembra que no puede dar lactancia a sus crías, se pueden tomar algunos medicamentos que van a aumentar la concentración de  esta hormona en la sangre y así aumentar la producción de leche. Dentro de estos medicamentos están todos los que sean antagonistas de dopaminas que son los que inhiben a secreción de prolactina, como por ejemplo algunos tranquilizantes, antidepresivos o anticonceptivos que van a bloquear los receptores dopaminergicos pituitarios, o bien van a disminuir el nivel de catecolaminas hipotalamicas.



SABÍAS QUÉ...

SABÍAS  QUÉ...

...SOLO PARA FÉMINAS




 calculadora de ovulacion



Calendario de embarazo

 calculadora de embarazo

Se ha producido un error en este gadget.